Naturopatía

NATUROPATÍA: FUNDAMENTOS TEÓRICOS Y PRÁCTICOS

Según la clasificación de las medicinas complementarias y alternativas del National Center for Complementary and Integrative Health (NCCIH) de los EEUU, la naturopatía es un sistema terapéutico completo o integral. Los sistemas completos o integrales son los que se han construido en torno a:

  • Una completa doctrina teórica, que explica el origen y desarrollo de la enfermedad,
  • Un integral corpus práctico, que incluye diversas técnicas de diagnóstico y tratamiento.

Para hallar los fundamentos de la naturopatía debemos remontarnos a la antigüedad griega. Puede considerarse que fue Hipócrates quien asentó sus cimientos teóricos y prácticos. No obstante, como sistema terapéutico formal, la naturopatía tiene su origen en la primera década del siglo XX en los Estados Unidos.

A grandes rasgos, la naturopatía se fundamenta en los siguientes pilares:

  • El ser humano como unidad cuerpo/mente.
  • Concepción de la enfermedad como un desequilibrio.
  • Existencia del poder curativo de la naturaleza.
  • La prevención y el tratamiento de la enfermedad, facilitando y apoyando, a través de distintos agentes naturales, el poder curativo de la naturaleza.

Medicina natural integral, la naturopatía

 

EL ORIGEN Y CIMIENTOS DE LA NATUROPATÍA: HIPÓCRATES 

Lo que Hipócrates entendía por enfermedad y curación tiene muy poco o nada que ver con lo que un médico actual concibe sobre esos procesos. Por el contrario, se podrían encontrar paralelismos entre él y los naturópatas actuales en general.

Por lo tanto, creemos que la mejor manera de exponer el significado y la práctica de la naturopatía es a través de una revisión de la visión de este genio griego.

La Historia de la medicina reconoce a Hipócrates de Cos, médico griego que vivió entre los años 460 a.C – 377 a.C, la paternidad de la medicina. Sin embargo, la medicina académica, que tanto debe al fundador, ha desterrado por completo su concepción antropológica, de la salud y la enfermedad. Sólo entre los naturópatas actuales sigue vigente la esencia de su cosmovisión y filosofía.

CONCEPCIÓN ANTROPOLÓGICA DE HIPÓCRATES

Hipócrates concibe al ser humano como una unidad física, mental y espiritual. Visión que comparten todas las terapias naturales, incluyendo la medicina tradicional china. Desde esta perspectiva, no somos entes formados por partes separadas, como compartimentos estancos sin conexión entre sí y funcionando cada uno por su lado. El cuerpo, la mente y el espíritu son dimensiones interrelacionadas e interdependientes. 

La unidad humana se encuentra asociada indisolublemente con la naturaleza (Physis). El ser humano se encuentra estrechamente integrado en la naturaleza, con la que establece constantes relaciones e intercambios. Necesita del constante aporte de Energía Vital procedente de Physis, de la naturaleza (alimentos, aire, sol, …), sin la cual no podría sobrevivir.

Si estos intercambios no son armónicos o equilibrados, se producirá sin remedio la enfermedad. O dicho de otro modo, las transgresiones contra el orden establecido por la naturaleza originan una corrección (Nemesis) o enfermedad.  

Para la comprensión del proceso, Hipócrates usa la metáfora de la madre y su hijo. La naturaleza es como una madre, y el ser humano, como un hijo. La madre es amorosa, pero estricta. Gusta de la disciplina, de modo que no dejará ninguna transgresión sin su oportuna corrección. La severa madre corregirá la falta de disciplina de su hijo. Pero no se trata de un castigo arbitrario y caprichoso, sino de una corrección llena de amor y compasión, cuyo objeto es la subsanación de la desviación del hijo.

La enfermedad, por tanto, es el proceso correctivo que la fuerza de la naturaleza pone en marcha para enmendar el desequilibrio. El sufrimiento producido por el proceso es un bien necesario para recobrar el equilibrio perdido.

Hipócrates, padre de la medicina

LA ENFERMEDAD COMO DESEQUILIBRIO ESENCIAL

Las transgresiones del orden natural producen desequilibrio físico y mental en el ser humano. Este concepto de desequilibrio o desarmonía es compartido por todas las terapias naturales, aunque lo expliquen a través de mecanismos diferentes. 

Para explicar el desequilibrio, el médico griego postula su teoría de los cuatro humores. El organismo humano estaría constituido físicamente por 4 sustancias (bilis negra, bilis amarilla, flema y sangre). Estos humores serían las expresiones materiales de los cuatro elementos o principios de la cosmovisión griega (agua, fuego, tierra, aire). Nótese cómo, desde esta perspectiva, el universo se encuentra dentro de cada ser humano.

Dependiendo de la predominancia de uno u otro humor aparecen cuatro diferentes temperamentos. De este modo, Hipócrates relaciona el cuerpo y la mente. Las personas en las que abunda la sangre son sociables, alegres, enérgicos,… Los individuos en los que predomina la flema son calmados, tranquilos, reflexivos,… Aquellos con mucha bilis son coléricos, ambiciosos, arrogantes,… Por último, las personas con abundante bilis negra son melancólicas, solitarias y ansiosas.

El ser humano está sano cuando estos elementos se encuentran en justa relación de armonía (Crasis), de fuerza, de cantidad y cuando la mezcla es perfecta. Existe enfermedad cuando uno de estos principios se encuentra en cantidad insuficiente o excesiva, o cuando se aísla en el cuerpo y no se combina con los demás. Por tanto, los procesos fisiológicos que conocemos como enfermedad no son otra cosa que una desarmonía esencial.

Para que acabe de entenderlo mejor, le proponemos un sencillo ejemplo. La exposición excesiva o continuada a un elemento del cosmos (factor ambiental, dietético,…) puede producir desequilibrio. Lo mismo sucede con un pensamiento o emoción intensa o permanente.

VIS MEDICATRIX NATURAE O FUERZA CURATIVA DE LA NATURALEZA

El desequilibrio de los humores produce estancamientos y bloqueos en el complejo flujo fisiológico global del organismo. La consecuencia es la enfermedad.

La curación, es decir, el regreso al equilibrio, únicamente puede provenir de la fuente de la vida universal, esto es, de la naturaleza. El médico no es el que cura. Por tanto, no es correcto ni conveniente obstaculizar esta fuerza sanadora, denominada por Hipócrates Vis Medicatrix Naturae (Fuerza Curativa de la Naturaleza).

Las fuerzas naturales que se encuentran dentro de nosotros, son las que verdaderamente curan las enfermedades. -Hipócrates- Clic para tuitear

Los síntomas de la enfermedad son la expresión de la Vis Medicatrix Naturae en su trabajo de sanación. Eliminar el síntoma sería, por tanto, obstaculizar la curación, que es el error más común de la medicina académica.

“Los síntomas son defensas naturales. Muchas veces se manifiestan síntomas que es el proceso natural de las mismas”. Aforismos de Hipócrates.

No debe tratarse el “estancamiento o bloqueo” oponiéndose o combatiendo la reacción normal, natural o fisiológica liderada por la Fuerza Curativa de la Naturaleza a través de medicamentos. Antes al contrario, se debe respetar, estimular, favorecer y potenciar a la Vis Medicatrix Naturae con la ayuda de agentes naturales.

La Fuerza Curativa de la Naturaleza posee una inteligencia que le permite obrar por sí sola, sin necesidad de maestros. Sin embargo, en ocasiones, cuando se ha atentado contra ella recurrentemente, necesita ser estimulada o potenciada. Esa es y no otra, la verdadera misión del médico. Los agentes naturales, debidamente utilizados por el médico hipocrático, servirán no sólo para recuperar el equilibrio perdido y curar, sino para promocionar la salud y prevenir la enfermedad.

Es la naturaleza la que cura enfermedades y halla las vías necesarias, sin necesidad de ser guiada por nuestra inteligencia. -Hipócrates- Clic para tuitear

NATUROPATÍA MODERNA

Sobre el cimiento de la cosmovisión de la antigua medicina hipocrática, la naturopatía ha construido, a lo largo de los siglos, su corpus teórico y práctico bebiendo de fuentes diversas, como por ejemplo, la medicina tradicional china, medicina ayurveda, y otras medicinas indígenas.

La naturopatía no ha sido ajena al desarrollo científico de los últimos siglos. Ha incorporado los descubrimientos y avances de la biología, fisiología, anatomía, genética, química, bioquímica, microbiología, psicología, etc. Eso sí, ha interpretado los nuevos conocimientos bajo el prisma de su cosmovisión fundacional.

Como serían precisos 50 post para describir los rudimentos de la naturopatía, nos centraremos en una de sus doctrinas centrales: la de la toxemia.

TEORÍA DE LA TOXEMIA

La naturopatía moderna sigue postulando que la causa de la enfermedad es la falta o inadecuada utilización de las fuentes de vida y salud. Estas son, entre otras, el sol, el agua, el aire, la tierra, los alimentos, el ejercicio, el descanso, el ambiente psíquico,… Una de las consecuencias de dicha inadecuación es la toxemia.

Cuando una persona lleva un estilo de vida saludable, el metabolismo orgánico genera de manera natural una pequeña cantidad de sustancias de desecho que se eliminan con facilidad. Pero si la forma de vida no es la correcta, a estos materiales de desecho se añaden otras sustancias tóxicas, que suponen un trabajo extra para los órganos de eliminación. Estos órganos son denominados por Hipócrates como emuntorios naturales. Tales son el hígado, riñón, piel, pulmones, intestino.

Naturopatía

ORIGEN DE LAS TOXINAS

Las toxinas pueden tener un origen exógeno (procedencia externa) y otro endógeno (procedencia interna).

Ejemplos de tóxicos exógenos (léase La sopa química en que vivimos):

  • Pesticidas.
  • Metales pesados.
  • Aditivos alimentarios.
  • Disruptores endocrinos.
  • Tóxicos intestinales.

Ejemplos de tóxicos endógenos:

  • Deshechos del metabolismo,
  • Tóxicos bacterianos.
  • Factores psicoemocionales.
  • Los denominados miasmas (basuras, en griego), que son las toxinas heredadas. Nos imponen predisposiciones morbosas, pero que por heredadas no dejan de ser susceptibles de tratamiento.

Como ejemplo del origen exógeno de toxinas haremos hincapié en la Intoxicación Intestinal. Es la intoxicación causada por la putrefacción de los alimentos, los deshechos de la misma y el desequilibrio de la microbiota (flora intestinal). Su origen es múltiple: consumo de alimentos no adecuados, comer en exceso, sin hambre, deprisa, sin masticarlos ni ensalivarlos bien, muy cocinados, con muchas mezclas…

La intoxicación mental y emocional es la fuente más relevante de toxinas de origen endógeno. Esta intoxicación está originada por las tensiones nerviosas, preocupaciones, miedos, soledad, frustraciones, pensamientos erróneos, emociones mal canalizadas, celos, envidias, mentiras, excesivo trabajo intelectual…

UMBRAL DE TOLERANCIA Y CRISIS DEPURATIVA

El organismo elimina las toxinas a través de los citados emuntorios. Sucede en ocasiones que el ingreso de toxinas supera la capacidad de desintoxicación de los emuntorios. Cuando la sobrecarga de toxinas alcanza el denominado umbral de tolerancia, la fuerza curativa desencadena una crisis depurativa, también llamada crisis curativa.

No todas las personas tienen el mismo umbral de tolerancia. Cuanto menor sea el nivel de tolerancia a las toxinas (como sucede en los niños), antes se producirán las crisis curativas.

La crisis depurativa, que viene acompañada de signos y síntomas, es en realidad un proceso de desintoxicación. Un episodio agudo y repentino que puede manifestarse con fiebre, inflamación, vómitos, diarrea, dolor de cabeza, etc.

La medicina convencional o académica considera a estos signos y síntomas como enemigos hostiles. Por el contrario, la naturopatía juzga los signos y síntomas como la expresión de nuestra leal fuerza curativa El médico tratará de erradicar, eliminar y suprimir los síntomas con el uso de medicamentos. El naturópata ayudará a la fuerza curativa en su intento por eliminar el exceso de toxinas.

Cefaleas y crisis depurativa

Detrás de una cefalea puede existir una sobrecarga tóxica

CAUSAS DE LAS ENFERMEDADES INFECCIOSAS

El origen de las enfermedades infecciosas debe buscarse no tanto en el poder infeccioso del germen como en la toxemia orgánica. Si el cuerpo está cargado de impurezas, los gérmenes, presentes por todos los sitios, podrían encontrar en él un agradable entorno donde multiplicarse.

De aquí surge el concepto fundamental de terreno, que no es otra cosa que el estado interno del organismo. Un terreno tóxico juega un papel esencial en el origen de las infecciones. De hecho, Louis Pasteur, quien creía que era el germen el agente causal de las enfermedades infecciosas, tuvo que rectificar ante la abrumadora evidencia. En su lecho de muerte reconoció su error y dio la razón a su contrincante Claude Bernard, quien defendía la predominancia del terreno.

“Bernard tenía razón. El microbio no es nada, el terreno lo es todo”.

Por tanto, el terreno humano intoxicado es la causa primera de este tipo de enfermedades. Sin embargo, a pesar de esta rectificación final de todo su trabajo, la medicina oficial del momento hizo oídos sordos. En su afán analítico, centró su visión en el microorganismo, olvidándose del entorno (o terreno) que favorece su crecimiento y proliferación.     

Germen y terreno

ORIGEN DE LA ENFERMEDAD CRÓNICA

Si de forma recurrente se obstaculizan las crisis depurativas o curativas a través de medicamentos para los síntomas, las toxinas se depositan, acumulan e impregnan la matriz extracelular. Este es el espacio que existe alrededor de las células y que cumple funciones fisiológicas de vital importancia. De ser un “lago lleno de vida”, se convierte en un “cenagal”, interfiriendo los intercambios de las células y, por tanto, su normal función. En esta situación, la Fuerza Curativa comienza a verse seriamente en apuros. 

Pero la cosa no queda ahí, si se continúa obstaculizando la ya limitada capacidad de la Fuerza Curativa. Las toxinas comienzan a invadir el espacio intracelular, donde bloquean reacciones enzimáticas, destruyen estructuras, pudiendo provocar la muerte celular o su diferenciación en células malignas. Llegado este momento, la Fuerza Curativa tiene realmente difícil devolver al organismo el estado de salud. Hay que ayudarle. 

Así es cómo, con el tiempo, aparecen las enfermedades crónicas, que no son crisis, sino una adaptación del organismo a los altos niveles de toxemia. 

DIAGNÓSTICO EN NATUROPATÍA

El naturópata no debe centrar toda su atención en los procesos que ocurren internamente. Debe observar a la persona dentro del entramado de relaciones y dependencias que establece con la naturaleza en la que está integrado. Asimismo, debe explorar las condiciones psicológicas y emocionales del paciente.

ANAMNESIS

El naturópata tiene que realizar una exhaustiva anamnesis, es decir, una recogida minuciosa de datos clínicos. Posteriormente, deberá interpretarlos y culminar con un diagnóstico.

La primera parte de la anamnesis es el interrogatorio del paciente. Se inicia solicitándole información sobre:

  • Antecedentes familiares, como las enfermedades sufridas por sus padres, abuelos e hijos, tanto las agudas como las crónicas.
  • Antecedentes personales:
    • Enfermedades pasadas.
    • Conflictos emocionales.
    • Angustias.
    • Intervenciones quirúrgicas.
    • Alergias.
    • Actividad física.
    • Hábitos dietéticos.
    • Intolerancias alimentarias. 
    • Hábitos de sueño/vigilia,
    • Consumo de drogas (tabaco, alcohol), etc.
  • Se pide a la persona que describa su dolencia actual, el problema que le trae a la consulta.
  • Patrones de mejorías o empeoramientos. Hay quienes empeoran por la noche o mejoran en verano; quienes mejoran con el movimiento y empeoran a orillas del mar, etc.
  • Se le pregunta si está tomando algún tratamiento.

La segunda parte de la anamnesis es la exploración. Se palpa, se huele, se siente, se observa cualquier signo a tener en cuenta. Se observan con detalle sus características físicas, como peso, altura, pelo, uñas, piel,.. en busca de algún signo relevante: manchas, empastes dentales, desviaciones de la columna, cicatrices, etc.

No hay que olvidarse de las características psicológicas. Algunas ya las habrá puesto de relieve el paciente durante el interrogatorio. Otras, tendrá que descubrirlas el naturópata a través de una observación atenta y detallada (nerviosismo, calmado, iracundo, etc). 

OTRAS TÉCNICAS DIAGNÓSTICAS

Además, el naturópata cuenta con una serie de técnicas y tecnologías diagnósticas muy útiles:

  • Pulsología. Técnica exportada a la naturopatía desde oriente, se trata de un método diagnóstico muy a tener en cuenta.
  • Iridología. Es un método diagnóstico basado en los signos presentes y observables en el iris del ojo.
  • Tecnologías de bioenergética o biorresonancia. Se fundamentan en el postulado según el cual el ser humano posee una naturaleza bioeléctrica y vibracional. Algunos aparatos miden la resistividad en puntos de la acupuntura china, revelando disarmonías en los órganos internos. Otros sistemas detectan alteraciones en el flujo electromágnetico humano. Requieren una importante inversión económica, pero facilitan enormemente el diagnóstico.
Test de biorresonancia

Test diagnóstico de biorresonancia

TRATAMIENTO EN NATUROPATÍA

Una vez el naturópata ha hecho un diagnóstico, debe proponer un tratamiento que permita la restauración del estado de equilibrio o salud del paciente. Como hemos descrito anteriormente, debe apoyar el proceso natural de sanación, tratando de equilibrar las funciones orgánicas.

Una herramienta poderosísima para la prevención de la enfermedad es la desintoxicación. Constituye una prescripción excepcional para complementar cualquier tratamiento naturopático, aunque por sí sola resulta una terapia eficaz. Léase Cómo desintoxicar el organismo para recobrar la salud.  

OTRAS TÉCNICAS TERAPÉUTICAS

El naturópata dispone de una serie de herramientas terapéuticas como:

  • Dietética y nutrición. Piedra angular de la terapia en naturopatía. No sólo abarca la dimensión cuantitativa (calorías, dosis recomendadas, tipos de alimentos, proporción de macronutrientes, etc.), sino el aspecto cualitativo. La calidad de los alimentos es crucial. 
  • Ayuno.  Léase el post sobre una de las variantes de ayuno más famosas en la actualidad, el ayuno intermitente
  • Cinesioterapia o cura por el movimiento y el ejercicio físico. 
  • Fitoterapia. La utilización de las plantas con fines medicinales es tan antigua como el ser humano. Hoy en día el uso ancestral de las plantas se ha refinado. Los laboratorios se encargan de presentarnos combinaciones magistrales en distintas formas, desde cápsulas, comprimidos, extractos, jarabes…
  • Suplementación. El naturópata tiene a su disposición multitud de preparados de venta en tiendas especializadas. Los suplementos incluyen vitaminas, minerales, oligoelementos, fitoquímicos, probióticos y un sinfín de productos naturales como la jalea real, propóleo, ácidos grasos esenciales, etc.
  • Psicoterapia, medicina psicosomática. El naturópata tratará de  enseñarle al paciente el significado profundo de su sufrimiento. Llamará su atención sobre las transgresiones contra la physis que lo provocaron y la relación que guardan con los males físicos del cuerpo.
  • Técnicas de relajación.
  • Tecnologías de bioenergética o biorresonancia. No sólo se utilizan para el diagnóstico, sino son muy útiles en el tratamiento. Una vez detectada la alteración electromagnética, que afecta a algún órgano o sistema, el aparato puede llevar a cabo una reprogramación. 
  • Neuralterapia. Técnica muy usada en Alemania, donde está incluida en la Seguridad Social. 
  • Masaje armonizante y masaje energético.
  • Estimulación neuromuscular
  • Hidroterapia. Método de tratamiento de cura con agua.
  • Geoterapia o cura por la tierra. Usa la arcilla, por vía interna y externa, por su poder regenerador físico. 
  • Helioterapia o cura por el solSe prescriben baños de sol. 

P´REZ&MÜLLER

Naturopatía, sistema terapéutico completo

Si le ha gustado el artículo sobre la Naturopatía, compártalo en redes sociales. También puede suscribirse al blog para recibir por correo notificación de las nuevas entradas. Un saludo y ¡fuerza en el salto cuántico!

POR FAVOR, VALORE ESTE ARTÍCULO PARA MEJORAR LA CALIDAD DEL BLOG

¿Le fue útil este artículo?

Pulse una estrella para calificar

Puntuación media / 5. Recuento de votos

Leave a Comment