EL CONOCIMIENTO ATLANTE DE THOTH (PARTE II)

El conocimiento Atlante
5
(9)

El conocimiento atlante está íntimamente unido a la sabiduría de Thoth. En el primer artículo, hablamos del misterioso libro de Thoth, un texto profético que describía a la perfección los tiempos actuales de iniquidad. El panorama internacional se llena de la decadencia social, moral, religiosa y espiritual del mundo occidental. Se trata de la batalla espiritual entre el bien y el mal, en este tiempo histórico que se agota. Y como se explica en el principio hermético de correspondencia, se desarrolla en múltiples dimensiones, -… lo que es arriba como lo que es abajo...-.

En «Le Kybalión» (1908) se resumen los siete principios del hermetismo. Este famoso documento se atribuye a un grupo de personas bautizado como «Los Tres Iniciados». La tradición filosófica y religiosa hermética está vinculada a Hermes Trismegisto, alquimista místico y deidad de algunas logias ocultistas, asociado con la deidad egipcia Thoth. Su existencia se estima en Egipto antes de la época de los Faraones y según una leyenda, fue mentor de אַבְרָהָם (Avraham).

Para comprender mejor este artículo, sumérjase en los prolegómenos de esta misteriosa tradición:

ORIGEN DEL LIBRO DE THOTH. EL CONOCIMIENTO ATLANTE

Walter Scott (1771-1832) fue un escritor escocés cuya trayectoria literaria, incluida en el romanticismo y la épica, le convirtió en una de las grandes figuras de la novela histórica. Llegó a influenciar a autores de la talla del dramaturgo y novelista francés Alexandre Dumas. Entre sus obras se encuentran algunas tan conocidas como «Ivanhoe» (1820) o «Quentin Durward» (1823). Pero también fue un erudito clásico que estudió el «Corpus Hermeticum» de Hermes Trismegisto, obra que tradujo del latín a su inglés nativo.

El «Corpus Hermeticum» comprendía una colección de textos que se tradujo al latín durante el s. XIV como un solo cuerpo de trabajo. Como hemos dicho, Scott tradujo este material pero ignoró el contenido alquímico, que formaba parte del contenido adicional del texto principal.

Scott teorizó sobre los orígenes históricos del libro y dio respuesta a la probable ruta de dichos documentos desde su origen hasta los círculos paganos de Siria y Mesopotamia. El libro escapó de la terrible censura romana y también se libró de la persecución musulmana durante unos cientos de años. Esto se consiguió gracias a que los protectores del libro se hicieron pasar por sacerdotes y luego se convirtieron en sabios de un grupo religioso musulmán, nombrado incluso en el Corán (por lo que merecían el respeto de los propios musulmanes).

Finalmente, acabó en Cōnstantinōpolis (Constantinopla) origen tras Βυζάντιον (Bizancio) de la actual İstanbul (Estambul), la ciudad más poblada de la Türkiye Cumhuriyeti (República de Turquía). De allí terminó en Venezia a principios del Renacimiento, sin duda recuperado durante el saqueo a manos de los Otomanos en el s. XV.

HERMES TRISMEGISTO SEGÚN SCOTT

Sir Walter Scott describió a Hermes Trismegisto como lo hubiera hecho un erudito de la antigüedad:

-… Hermes era un hombre como tú y como yo, un hombre que vivió en Egipto hace mucho tiempo, en la época del rey Amón. Pero fue un hombre que alcanzó la Gnosis (es decir, el conocimiento de Dios, pero un tipo de conocimiento que implica la unión con Dios; y fue el primer y más grande Maestro de la Gnosis. Murió, como mueren los demás hombres, y después de la muerte se convirtió en un Dios, al igual que tú y yo, si alcanzamos la Gnosis, nos convertiremos en Dioses después de nuestra muerte. Pero en los diálogos que yo y otros como yo escribimos, y en los que hacemos hablar a Hermes como Maestro, lo representamos como si hablara a sus alumnos en la época en que vivía en la tierra; y en esa época era un hombre…-

Esta reseña de Scott emparenta con la tradición hermética del s. XV. Entre los Herméticos, siempre se ha dicho que Hermes tenía el conocimiento revelado de Dios anterior a יְהוֹשֻׁעַ (Jehoshua), anterior a מֹשֶׁה (Moisés) y a todos los profetas hebreos. De ello se deducía que estaba más cerca, en cierto sentido, de la revelación divina de Dios. Definitivamente mucho más conocedor que los hebreos. 

Los eruditos clásicos dedujeron que Pitágoras y Platón obtuvieron su sabiduría de los sacerdotes de Egipto, y éstos la obtuvieron de (...) los libros de Thoth (...) que se mantenían en secreto, no disponibles para los forasteros - Sir Walter Scott Clic para tuitear

HERMETISMO Y CRISTIANISMO

Con esta alta estima por este cuerpo de pensamiento, no sería raro encontrar influencias filosóficas herméticas en la literatura cristiana que fue consolidada por los eruditos de la Roma Imperial. Así, fue establecida por ellos como el elemento principal del Nuevo Testamento para presentar los nuevos dogmas religiosos. En efecto, la sintonía de ciertos aspectos de la doctrina hermética con el cristianismo indujo a los primeros cristianos del Renacimiento a traducir el material hermético que, al parecer, empezó a llegar a Venezia desde el s. XIV.

EN EL CONOCIMIENTO ATLANTE THOTH CREÓ LA MATRIX

Según el conocimiento atlante, Thoth fue el Arquitecto que creó el plano de nuestra realidad, basado en los patrones de la geometría sagrada. Como cualquier programa informático, sigue el código binario 1010101 (materia/anti-materia) y se repite en ciclos llamados – tiempo –. Aquí en la dualidad experimentamos hasta que evolucionamos, mediante la alquimia del tiempo y la conciencia.

REALIDAD Y TIEMPO EN EL CONOCIMIENTO ATLANTE

Nuestra realidad no deja de ser un algoritmo matemático, pero a la vez es una fantasía, una metáfora. Es un experimento informático de la conciencia en el tiempo y la ilusión, creado por la conciencia del pensamiento. Precisamente, Thoth significa – pensamiento – y – tiempo -. 

Thoth creó un programa de experiencia, de naturaleza electromagnética, para permitir los aspectos duales del tiempo lineal y su ilusión. Al hacerlo, pasamos a las 3D(imensiones) físicas (Espacio) y una temporal (Tiempo) y pare ello, Thoth construyó un vehículo (la materia en forma de cuerpo físico) para personificar la naturaleza de esta realidad. Y para que todo estuviera conectado, las estructuras atómica y molecular se encuentran unidas a la energía del Espíritu. De tal forma que todo lo que afecta al átomo, afecta al Alma y viceversa.

Por cada estrella en el cielo hay una estrella en el hombre - Paracelso Clic para tuitear

-… LO QUE ESTÁ ABAJO ES COMO LO QUE ESTÁ ARRIBA...-

Puede que no resulte tan evidente que la MetaMatrix refleja el mundo superior (mundo celeste) o que existe una intrincada conexión entre lo que nos sucede y lo que sucede en el cosmos. Pero ya sea porque, según el conocimiento apilado por métodos intuitivos o visionarios, se creía que esto era literalmente así, o porque este andamiaje de interconexión y resonancia era la expresión simbólica de la filosofía de la Uni(ci)dad en todas las cosas, el hombre en la antigüedad elevó su pensamiento basándose en este principio.

Thoth era el dios del equilibrio y se considera que las representaciones de él como -… el Maestro del Equilibrio…- indican que estaba asociado con la precesión de los equinoccios, un tiempo en el que el día y la noche están equilibrados.

Lo que está abajo es como lo que está arriba, y lo que está arriba es como lo que está abajo, para consumar el milagro de la Unidad - La Tabla Esmeralda Clic para tuitear

Hermes y el conocimiento atlante

El misticismo hermético nace con el conocimiento atlante.

EL CONOCIMIENTO ATLANTE DEL DIOS THOTH

El ocultista estadounidense Claude Doggins, renombrado como Maurice Doreal (1898-1963) y fundador de la «Hermandad del Templo Blanco» (1930), afirmaba que fue a las pirámides de Gizeh en 1925 y descubrió las «Tablas de Esmeralda» de Thoth, un supuesto rey de la mítica Atlántida

Afirmó que en 1931, conoció a dos Atlantes que lo llevaron a una cueva debajo del monte Shasta (4322 m.), en California (USA). Doreal desarrolló su particular cosmogonía centrada en el interior de la Tierra, describiendo razas de terrestres no-humanos de tipo reptil, que afirmaba haber conocido a través de los Atlantes

Durante la década de 1950, Doreal incorporó a los terrestres no-humanos a su peculiar punto de vista. Decía que la raza de las serpientes se aliaría con el Anticristo. Creía que existían tres tipos de platillos volantes, incluido uno pilotado por gente serpiente que una vez estuvo encerrada en el hielo en Siberia, se descongeló y luego sustituyó y derrocó al régimen comunista en la extinta URSS.

Según afirmaba, fue instruido para recuperar y devolver a la gran pirámide las antiguas tablas. Antes de devolverlas, se le dio permiso para traducir y conservar una copia de esa sabiduría grabada.

THOTH LEGÓ EL CONOCIMIENTO ATLANTE

Thoth, el Atlante y Maestro, elevó al pueblo de Khem´t a una gran civilización y cuando llegó el momento de abandonar Egipto, erigió la gran pirámide sobre la entrada de los grandes salones de Amenti. Como decíamos en el anterior episodio, Thoth colocó en la pirámide de Keops sus registros y escogió a los guardias para custodiarlos, de entre los de más alto rango de su pueblo.

En tiempos posteriores, los descendientes de estos guardianes se convirtieron en los sumos sacerdotes, mientras que Thoth fue deificado como el – Dios de la Sabiduría – o – el Registrador –. En épocas posteriores, el programa (informático) creado por Thoth llamado – ego -, pasó a los cuerpos de los hombres. Esto queda descrito en «Las Tablas de Esmeralda», un libro de registro y sabiduría, escondido para una futura edad de oro (o de Luz) de la Humanidad.

La gran pirámide

En la gran pirámide de Gizeh se conservó durante un tiempo el conocimiento atlante.

«LAS TABLAS DE ESMERALDA»

Se dice que consistían en doce (12) tablas creadas mediante transmutación alquímica. Eran imperecederas, resistentes a la corrosión o a cualquier agresivo químico y su estructura atómica no podía alterarse. En ellas estaban grabados los caracteres de la antigua lengua atlante. Estaban sujetas por unas anillas metálicas doradas y suspendidas de una varilla metálica también dorada.

Si el lector sintonizaba sus (ondas de) pensamientos con dichos caracteres atlantes, se libera(ba) mucha más sabiduría e información que cuando eran simplemente traducidos.

¿NOS LEGÓ THOTH UNA PROFECÍA?

Los siguientes son extractos tomado de esta obra:

-… Escucha, ¡oh, hombre!, la profunda sabiduría oculta, perdida para el mundo desde el tiempo de los Moradores, perdida y olvidada por los hombres de esta época. Sabed que esta Tierra no es más que un portal custodiado por poderes desconocidos para el hombre. Sin embargo, los Señores de la Oscuridad ocultan la entrada que conduce a la tierra nacida en el Cielo. Sabed que el camino a la esfera de Arulu está custodiado por barreras abiertas sólo para el hombre nacido de la Luz.

En la Tierra, yo soy el poseedor de las llaves de las puertas de la Tierra Sagrada. Ordeno, por los poderes más allá de mí, que deje las llaves del mundo del hombre. Antes de partir, os doy los secretos de cómo podéis levantaros de la esclavitud de la oscuridad, desprenderos de las cadenas de la carne que os han atado, y salir de las tinieblas hacia la Luz. Sabed que el Alma debe ser limpiada de su oscuridad para poder entrar en los portales de la Luz. Así, establecí entre vosotros los Misterios para que los Secretos sean siempre encontrados…-

El anticristo anunciado en el conocimiento atlante

El Antimashiaj está próximo a aparecer en el tiempo histórico anunciado por el conocimiento atlante.

EL FINAL DEL TIEMPO HISTÓRICO SE ACERCA

Este texto místico narra la eterna lucha espiritual, la dual existencia del caos y el orden en esta MetaMatrix que habitamos. Y como en todos los textos que se atrevieron con el futuro, anuncia la victoria de la Luz sobre la oscuridad:

– … Escucha, ¡oh, hombre!, las palabras de mi sabiduría, escucha la voz de Thoth, el Atlante. He conquistado la ley del tiempo-espacio. He adquirido el conocimiento del futuro del tiempo. Sé que el hombre en su movimiento a través del tiempo será siempre Uno con el Todo…

… Lejos en el futuro, veo al hombre como nacido de la Luz, libre de la oscuridad que encadena el Alma, viviendo en la Luz sin los límites de la oscuridad que cubran la Luz que es Luz de su Alma. Sabed, ¡oh, hombre!, antes de alcanzar esto que muchas de las sombras oscuras caerán sobre tu Luz esforzándose por apagar con las sombras de la oscuridad la Luz del Alma que se esfuerza por ser libre. Grande es la lucha entre la Luz y las tinieblas, antigua y sin embargo siempre nueva. Sin embargo, sabed que en un tiempo, lejos en el futuro, la Luz será todo y las tinieblas caerán…-

EL PRESENTE DISTÓPICO YA ESTABA REFLEJADO EN EL CONOCIMIENTO ATLANTE

El contenido sigue casi transliterando los más importantes textos proféticos. Contiene información casi tan precisa como el «Libro de las Revelaciones» (más conocido como el «Apocalipsis») de יוחנן (Jehohanan Zebedeo), el seguidor (apóstol) más joven de יְהוֹשֻׁעַ (Jehoshua) o el «Libro de דָּנִיּאֵל» (Dāniyyêl), uno de los grandes profetas del Khetubim bíblico:   

– … Los tiempos venideros verán el renacimiento de la sabiduría para aquellos que heredarán su lugar en esta estrella. Ellos, a su vez, llegarán a la sabiduría y aprenderán a desterrar las tinieblas mediante la Luz. Sin embargo, deben esforzarse mucho a través de las edades para traer a sí mismos la libertad de la Luz. Entonces llegará al hombre la gran guerra que hará que la Tierra tiemble y se estremezca en su curso. Sí, entonces los hermanos de la oscuridad abrirán la guerra entre la Luz y la noche…-

EL RELOJ MARCA LA MEDIANOCHE

No hace falta ser un experto en escatología como el eminente Profesor Galerón, para darse cuenta de que ahora -…corren los vientos...- profetizados:

-… Cuando el hombre vuelva a conquistar el océano y vuele en el aire con alas como los pájaros; cuando haya aprendido a dominar el rayo, entonces comenzará el tiempo de la guerra. Grande será la batalla entre las fuerzas, grande la guerra de las tinieblas y de la Luz. La nación se levantará contra la nación usando las fuerzas oscuras para destrozar la Tierra. Las armas de la fuerza arrasarán con el hombre-tierra hasta que la mitad de las razas de los hombres desaparezcan. Entonces saldrán los Hijos de la Mañana y darán su edicto a los hijos de los hombres, diciendo: ¡Oh, hombres!, dejad de luchar contra vuestro hermano. Sólo así podréis llegar a la Luz. Deja tu incredulidad, ¡oh, hermano mío!, y sigue el camino y sabe que estás en lo cierto…

Entonces los hombres dejarán de luchar, hermano contra hermano y padre contra hijo. Entonces el antiguo hogar de mi pueblo se levantará de su lugar bajo las oscuras olas del océano. Entonces se desplegará la era de la Luz con todos los hombres buscando la Luz de la meta. Entonces los Hermanos de la Luz gobernarán al pueblo. La oscuridad de la noche será desterrada… -.

 

C  O  N  T  I  N  U  A  R  Á . . .

 

 

MÜLLER&P´REZ

Si le ha gustado el artículo «El conocimiento atlante de Thoth (parte II)», compártalo en redes sociales. También puede suscribirse al blog para recibir por correo notificación de las nuevas entradas y recibir el “Compendio de Terapias Naturales” gratuitamente.

 

¿Le fue útil este artículo?

Pulse una estrella para calificar

Puntuación media 5 / 5. Recuento de votos 9

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.